Una de las cosas que atrae a la gente a la historia de la Unión soviética es el intentar descrifrar el secretismo del que hacían gala. Esto incluye a los vehículos, de los que se han descubierto varios ejemplos que dejan con la boca abierta. Aquí, siete ejemplos de vehículos de la Unión Sovietica que parecían que podían cambiar el mundo y que acabaron tirados en un almacén.

7El Transbordador Buran

Buran
Commons/Dave Casey

El Buran fue el primer avión espacial de la Unión Soviética Fue construído como respuesta al transbordador espacial de la NASA, ya que la paranoia soviética hizo a los planificadores militares pensar que el transborador americano realmente era un arma pensada para el bombardeo orbital del país comunista.

Sólo voló una vez, en 1988. Debido a la caída de la Unión Sovética, el programa se paralizó por falta de fondos, y la nave fue metida en un almacén. El almacén, con el Burán todavía dentro, se derrumbó en 2002 por falta de mantenimiento, destruyendo a este mangífico apaato para siempre.

6El Tupolev 144

Tupolev 144LL
Commons/Jim Ross

La carrera por el desarrollo del primer avión de transporte de pasajeros supersónico es un tema apasionante. Todos conocemos al Concorde anglo-francés, que voló atravesando el Atlántico hasta principios de la década de los 2000. Sin embargo, ése no fue el primero. El honor le corresponde al Tupolev 144.

El primer vuelo del Tupolev 144 tuvo lugar el 31 de diciembre de 1968, 3 meses antes del del Concorde. Sólo voló una ruta comercial, de Moscú a Almaty, y lo hizo durante unos míseros tres después, debido a que tuvo dos accidentes bastante grandes. Sin embargo, siguió volando hasta 1999 como avión de carga, de investigación supersónica, y de entrenamiento de astronautas.

5MiG 105

MiG-105
Commons/Bernhard Gröhl

El MiG 105 era un avión de un sólo piloto que medía unos 10 metros de largo por 6 de ancho (una enanez de avión). Podía despeguar por sí mismo, pero también estaba diseñado para lanzarse en mitad de vuelo desde otro avión más grande. Era una especie de mitad cohete mitad avión que estaba pensado para practicar despegues y aterrizajes a baja velocidad. De hecho, esas patas que ves en la foto era su única manera de contactar con el suelo, no tenía ningún tipo de tren de aterrizaje con ruedas.

Hizo 8 vuelos experimentales entre 1976 y 1978, y luego se metió en un museo y allí quedó.

4El Tren a Reacción SVL

Tren a Reacción
Twitter/@demilked

El SVL no fue el primer tren a reación de la historia, ni, con sus 280 km/h de velocidad punta, el más rápido. Pero desde luego, sí era el más futurista. Con sus dos jets a reacción en el techo del primer vagón, parece sacado de una de esos cómics de ciencia ficción de los 70. y es que, de hecho, su primera prueba tuvo lugar en el sistema de vías de Moscú en 1971.

Tras las pruebas, resultó que era demaiado ruidoso y caro de operar. Así que se lo llevaron a un almacén de trenes, y allí está hoy en día, abandonado y lleno de óxido.

3El Aerovagón

Aerovagón
Commons/Автор фото неизвестен

Y siguiendo con trenes, aquí tienes el Aerovagón. Fue construído en 1917 por el ingeniero letón Valerian Abranovsky, con la intención de dar al funcionariado de la Unión Soviética una clase de vehículos de alta velocidad para sus traslados por lo largo y ancho del país. El aerovagón era, básicamente, un coche sobre raíles con un motor de avión en la espalda. Llegaba a coger 140 km/h de velocidad máxima.

En 1921, el proyecto se abandonó cuando, en un viaje de demonstración, el aerovagón descarriló cerca de Moscú. Murieron 6 delegados de la Tercera Internacional y el propio Abranovsky.

2Cohete Energia

Energia-Buran
Commons/HPH

El Energia fue un cohete diseñado por los ingenieros soviéticos a finales de los 80, y parte del programa del Buran que vimos antes. Sin embargo, no sólo estaba diseñado para poner en órbita al transbordados, sino que estaba previsto su uso como cohete de carga. Y vaya cohete de carga: era capaz de poner 100 toneladas de material en el espacio, cantidad sólo superada por el Starun V que llevó al hombre a la Luna.

Hizo dos vuelos en 1987 y 1988, y luego fue reitrado por las mismas razones que el Buran.

1Ekranoplano Bartini VVA-14

Ekranoplano Bartini VVA-14
Commons/JNO

Un ekranoplano es un tipo de vehículo que, aprovechando el efecto suelo, se desplaza a escasos centímetros del agua a velocidades sorprendentes. Uno de los más grandes fue el Bartini VVA-14, construído en a principios de los 70. Con sus 26 metros de largo, era capaz de llegar a una velocidad máxima de 760 km/h y llevar casi 30000 kilos de carga.

Se construyeron 2, que se probaron en 1972 y 1973. Cuando Bernini murió en 1974, el proyecto se paró, habiendo ejecutado 107 vuelos. Hoy sólo queda el de la foto, expuesto en un museo de Moscú.


¿Cuál de estos vehículos de la Unión Soviética te ha sorprendido más? Dínoslo en un comentario en la caja de abajo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí